Las chicas de Pilates

Nuestra cronista maja se adentró en el mundo cool-gym del Pilates y nos cuenta su experiencia.

¿Mujeres al borde de un ataque de nervios?

Que si a uno le dan ataques de pánico, que si otro está con crisis de ansiedad, que si otro fue al médico y lo dejaron internado por estrés y tuvieron que atarlo porque se escapaba y robaba móviles para llamar a sus subordinados. La mejor, el otro día en el autobús (“colectivo”): – Hace tiempo que no veo a Martín. – Está en Mar del Plata. Le dieron un mes de permiso por estrés agudo. – Pero si él quería que lo echaran del laburo. – Sí, ni para eso tuvo suerte, el pobre.


No es una exageración, es el pan nuestro de cada día. Basta ir una vez al supermercado y escuchar el veredicto de la cajera, para darse cuenta de que toda esta cosa de ataques de pánico e histeria colectiva no se debe a una conmemoración de los 20 años de la película de nuestro ilustre y oscarizado compatriota, sino que puede deberse a causas bien fundadas. Decidida a dar con estas causas pero mucho más decidida a no morir en el intento, una servidora se apuntó a yoga. (Centros de yoga es precisamente lo que no falta en esta ciudad)






Desde ya les digo, la experiencia fue nefasta.

El primer día la profe debió de confundirse de horario y en lugar de sesión de yoga tuvimos más bien pilates (otra de las cosas que no faltan) con la banda sonora de Titanic de fondo, versión flautita andina.

El segundo día, antes de empezar, las asistentes comentaban algo del ataque de pánico que había sufrido una de ellas. Ups.






El tercer día, la profe de yoga-pilates no vino. Se rumorea que…






Al cuarto día la que suscribe prefirió quedarse en casa viendo la tele: entrevista a un tal Berugo, cómico muy conocido aquí, uruguayo de nacimiento, afectado de parkinson que sin duda volverá a escena tras recuperarse de los episodios depresivos y nerviosos que lo han mantenido alejado de los focos…








En cuanto al tema de las causas, necesito más tiempo. Intuyo que son varias, diversas y complejas.

Anuncios

~ por Lord Wigan en septiembre 30, 2008.

2 comentarios to “Las chicas de Pilates”

  1. Totalmente de acuerdo pilates te enloquece!!! Es imposible seguir las clases, me marea la camilla !!! no tengo equilibrio ni tono ni flexibilidad!!! soy hipotónica
    Viva la relajación!!

  2. Si pilates enloquece…. porque no probar con la docencia!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: